Los seres humanos poseemos una estructura cerebral y psicológica que nos permite aprender diferentes lenguas. Se estima que un lenguaje complejo y estructurado surgió hace unos 100 mil años. ¿Cómo puede ser que llevemos 100 mil años hablando y que haya empresas en las que no se hable nadie? Y ya no hablemos de comunicar…

La comunicación es un proceso que consiste en trasmitir información y escuchar. Si esto es muy importante en las relaciones personales, aún más en las profesionales. Las empresas deben comunicar tanto de forma interna como externa. ¿Para qué? Para conseguir que los demás sepan lo que hacen y puedan así adquirir su producto o contratar su servicio.

Una empresa con reputación consigue estar en la mente del cliente y posicionarse con respecto a su competencia. ¿Por qué existen sino rankings como MERCO que miden la reputación empresarial? Porque es vital para una empresa. Tal y como expresaba Mariola Conde en su entrevista, “la reputación y el liderazgo son claves fundamentales en nuestra proyección”. Sin reputación no somos nada.

Según el informe MERCO las tres empresas españolas con mejor reputación son Inditex, Mercadona y Santander. ¿Y todas tienen una estrategia de comunicación? Sí. Esto no es casualidad, la reputación es una combinación del saber hacer y el saberlo comunicar. Según el “Estudio del Estado de la Comunicación en España 2010” realizado por la Asociación de Directivos de Comunicación (Dircom), 9 de cada 10 grandes compañías dispone de un departamento de Comunicación y 1 de cada 2 cuenta con un Plan de Comunicación.

Esta situación es extrapolable a todo tipo de empresas, tanto grandes como pequeñas. “Tanto necesita uno grande como uno pequeño pero todo en función de sus fines. Es necesario definir objetivos a través de un plan de comunicación y tener muy claro que esto no es magia. Primero hay que saber hacer, y luego poder comunicarlo” afirmaba Mariola Conde en su entrevista.

Y para conseguir reputación es vital que cada una de las personas que compone la empresa conozca cuál es la cultura empresarial y se empape de ella. “Las empresas con mayores niveles de compromiso son las que obtienen mayores beneficios, hasta un 30 % más que el resto” afirma Sonia Ruiz, directora de PrideCom, la primera agencia especializada en comunicación interna 2.0.

Hablamos de que las empresas que apuestan por la comunicación, se sitúan en el principal ranking empresarial y que pueden ver sus beneficios aumentados un 30 %. ¿Aun así, todavía hay que explicar que es necesaria la comunicación? Parece ser que sí.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies